De desordenes y conductas

Me gustaría hablar más de todo esto en tiempo pasado, una vez asimilado y con una mano en la cintura poder decir que lo he superado.
¿Cuánto tiempo de nuestras vidas desperdiciamos siendo personas que guardan rencores? ¿Por qué pensamos que nuestro enojo o despreció va a cambiar algo dentro de las personas? Las personas no cambian porque a ti no te gusten sus actitudes, las personas cambian cuando se cansan de su personalidad y entonces deciden volcarlas contra si mismos, discriminando lo que es bueno y lo que es malo de si mismos. Y entonces pierden su esencia, y si son lo suficientemente estrictos pierden tanto que ya no saben que es lo que los define para convertirse en desconocidos, no solo para los extraños a los que llamaban amigos, familia, conocidos, sino que se vuelven completos desconocidos para sí mismos.
Queda el riesgo de perder la cabeza, de encontrarse en una habitación en blanco llena de cosas sin articulación tratando de aglutinar piezas que un día fueron parte de su personalidad.

ellos dicen

Madre siempre dice que los problemas hay que tomarlos enfrentarlos y seguir adelante, pero que clase de vida es aquella en la que tienes un problema persistente y que al parecer se encuentra eternamente habitando en la misma habitación. Levantándose cada mañana con la misma queja, durante ya varios años, diariamente ¿enfrentándolo y siguiendo adelante? 
La psicóloga dice que existe una preocupación obsesiva por lo que sucede alrededor de la vida diaria, que solo me lleva a pensar que tal vez los psiquiátricos no están llenos de personas enfermas, sino de personas que se preocupan por las cosas que los demás han decidido ignorar, para que sus vidas no se vean afectadas. Ignorar la violencia, el atiborro, la pobreza, las desigualdades humanas, la guerra, los problemas que también viven en la misma habitación pero que ignoramos por "salud mental".
Padre siempre dice que las cosas son así y que no hay modo de cambiarlas, que siempre has de pertenecer al sistema y que al final le entregaras tu vida, tus sueños, tu alma, tus anhelos y todo lo que te conforma como persona a alguna abominable figura corporativa. 
Las noticias dicen que en el país  hay esperanza y que hemos despertado, pero quien les dijo que hemos estado durmiendo todo este tiempo, si todo el tiempo solo hemos estado tratando de afrontar los problemas y seguir adelante.
Que fácil es ver la desilusión que al parecer es lo que más ilumina en esta obscuridad, pero parece que también es una guía, ni buena ni mala, solo presente y eterna. Que difícil es aferrarse a la esperanza, ¿esperanza de qué?, los seres humanos actuamos contradictorios a todo lo que decimos, a veces esas cosas mi cabeza no las puede concebir y mientras trato de desenmarañar me hundo más en todas las cosas que me rodean, intentando no dejar que me hundan hasta los últimos ánimos para ¿seguir adelante?